Un amor de verano (La belle saison)

11 julio, 2016

La_belle_saison_(Un_amor_de_verano)_Id49[1]_(2015)

No se dejen llevar por la pésima traducción del título (que destripa parte de la película), ni por los críticos que dicen que es similar a La vida de Adele. La belle saison es más que otra película de amor lésbico. Lo primero porque es una visión diferente que La vida de Adele sobre el amor lésbico. Además no es sólo una película LGTBQI, sino también refleja el movimiento feminista francés de los 70, que es similar al del estado de los 70 y 80.

En nuestro país y en nuestro estado, la película francesa llegará a un público minoritario y entendido, a los cinéfilos de pro para entendernos. En Aragón sería necesario que esta película llegara a un público amplio para acabar con esquemas mentales antiguos, especialmente en zonas rurales de nuestro país que todavía perviven y son los mismos que muestra la película aunque en la película sean los años setenta y nosotros estemos en pleno siglo XXI.

Temas como el miedo a “salir del armario” en el medio rural, las diferencias entre el campo y la ciudad, la necesidad de salir de un ambiente sofocante como el de muchas áreas rurales y usar la época de estudio para liberarse de los yugos familiares que nos muestra la película son temas que a los aragoneses no nos son ajenos hoy.

La película más allá de su calidad cinematográfica, nos hace pensar y reflexionar sobre muchos temas como la valoración del trabajo de la mujer en el área rural, el movimiento feminista, las relaciones de pareja o la identidad sexual por nombrar algunos.  La valoración del trabajo de la mujer en el área rurales un tema que a día de hoy en Aragón sigue estando pendiente.

Porque Delphine, Carole, Antoine, Monique o Maurice se podrían llamar Eva, María Pilar, Chuan, Chabier o Juana y la película no cambiaría mucho.

Si leen esta crítica y les gusta vayan corriendo al cine no creo que dure mucho esta película en las salas de cine, va por su segunda semana cuando escribo estas líneas y no creo que dure más de una tercera.

Uno desearía ver esta película en la televisión nacional como hacen los vascos con ETB y “La noche de…”, pero eso sería pedirle peras a los olmos y no veremos nunca una película como esta en Aragón TV, dan más audiencia y hacen pensar menos a la gente los western de todas las tardes que intentar educar a la población mediante una cuidada selección cinematográfica aunque sea sólo un día a la semana.

Autor: Samuel Gimeno